Todo lo que puedes aprender más allá de la intención

Todo lo que puedes aprender más allá de la intención
Índice

    SERP, acrónimo de Search Engine Results Page, hace referencia a cada uno de los resultados que aparecen al realizar una búsqueda en cualquier buscador de Internet, como Google, Yahoo o Bing. Nuestro objetivo como empresa es tratar de ser el primero dentro de esas SERPs. En definitiva, ser la mejor posicionada, por lo que tendremos que optimizar nuestra web en SEO e, incluso, aplicar estrategias SEM. En este artículo veremos algunos datos interesantes sobre las páginas de resultados, además de que desvelaremos ciertos trucos para posicionarnos en las primeras opciones.

    Qué son las SERPs de Google

    A pesar de que coexisten varias plataformas de búsqueda, en este artículo nos referiremos especialmente al posicionamiento de un sitio web en Google, pues es el buscador que más tráfico genera con mucha diferencia.

    Como hemos dicho, las SERPs son básicamente los resultados de una búsqueda. Cada página SERP es única, pues está relacionada directamente con la búsqueda realizada y configurada individualmente para mejorar la experiencia del usuario. Influyen factores como la localización del usuario, el tipo de dispositivo que utiliza para la conexión, su historial de búsqueda, y otras variables genéricas de posicionamiento SEO.

    Si quieres comprobar los resultados de las SERPs de la manera más aséptica posible, lo mejor es utilizar tu navegador en modo de incógnito, o modo de navegación privada. De este modo, los buscadores no tendrán en cuenta la mayoría de los factores de posicionamiento personales, y podrás comprobar qué resultados son considerados por el buscador como los más relevantes utilizando solamente criterios generales. Es importante tenerlos identificados porque son los que más peso van a tener en cualquier búsqueda.

    El objetivo de Google al confeccionar los resultados de una SERP radica en satisfacer la intención de búsqueda del usuario, pero ¿qué significa exactamente esto?

    Qué es la intención de búsqueda

    La intención de búsqueda es lo que espera encontrar el usuario después de realizar una búsqueda concreta. Básicamente, el gran objetivo de Google consiste en saber entender las necesidades del usuario para ofrecerle la mejor respuesta.

    Localizar y poner en uso las keywords adecuadas para cada tipo de intenciones de búsqueda es esencial, ya que no realiza la misma búsqueda un usuario que quiera obtener información sobre cómo instalar una impresora que el que quiere comprarla.

    Prepara tu contenido para que resuelva la intención de búsqueda del usuario. De este modo, el usuario permanecerá tiempo en tu sitio web y terminará su búsqueda en ella. Google entenderá así que tu web da una buena respuesta a esta búsqueda.

    Estos son los tipos principales de intención de búsqueda que existen:

    Informativa – Saber

    La intención del usuario es obtener información sobre un tema. En este punto es donde debemos optimizar nuestros contenidos para que den respuestas útiles. En el mundo de la venta por internet, es un estadio previo a la compra, en la que existen muchas oportunidades para generar contenidos que resuelvan las dudas y objeciones a los potenciales clientes.

    Piensa que si eres el primero que le resuelve sus dudas, generas confianza y te posicionará mejor en su mente a la hora de tomar la decisión de compra.

    Como ejemplo de una búsqueda informativa, teclea (en navegación privada), el término “4K” en Google:

    SERPs de Google con intención informativa

    Puedes comprobar que los resultados ofrecidos en la SERP son un compendio de vídeos, textos y otros recursos para ayudar al usuario a entender qué es el formato 4K. Google interpreta que la intención de búsqueda gira en torno a obtener más información sobre el 4K.

    Este tipo de búsquedas se identifican con conocer o saber sobre un tema concreto.

    Transaccional – Hacer

    El usuario busca información sobre un producto o servicio con el objetivo de comprarlo, contratarlo o subscribirse. Para no perder a este potencial cliente, tenemos que enfocarnos en localizar las palabras clave transaccionales y tratar de optimizar nuestras páginas de producto o categorías a estas palabras. También tenemos que hacer un esfuerzo en que los textos que aparecen en los fragmentos o snippets contengan llamadas a la acción clave para incentivar el click del usuario. Siguiendo el mismo ejemplo, prueba a realizar la búsqueda de “televisor 4K”.

    SERP de google con intención transaccional

    Como puedes comprobar, en este caso el resultado es muy distinto. Google interpreta que tu intención es comprar un televisor 4K, y aparte de los anuncios y promociones, los primeros resultados orgánicos son páginas de categorías de producto de diferentes ecommerce optimizadas para aparecer los primeros en esta SERP.

    Este tipo de búsquedas transaccionales se pueden identificar con cualquier acción, no solamente con comprar. Por eso también se denomina a la intención “hacer”. Piensa en las posibilidades: descargar, alquilar, comprar, etc.

    Aprende a distinguir entre las keywords informativas y transaccionales para adaptar tu contenido y poder llegar a tu audiencia objetivo de manera más eficiente.

    Navegacional – visitar web

    El usuario sabe lo que quiere y utiliza el buscador para dirigirse a una página concreta. Normalmente son búsquedas de marcas en las que el primer resultado suele ser la web de la marca tecleada.

    Aprende a posicionar tu contenido en la SERP

    Visitar en persona

    Por último, encontramos la intención de “visitar”. Enfocada a tipos de búsqueda de servicios y contenidos que el usuario necesita para realizar un desplazamiento a un sitio físico. Este tipo de búsqueda cobra mucha importancia en los dispositivos móviles. Verás que las SERPs se llenan de resultados de fichas de establecimientos comerciales y resultados locales.

    Haz la prueba buscando “farmacia abierta” o “farmacia cerca de mi”.

    SERP resultado de intención visitar sitio

     

    Haciendo simples búsquedas con navegación privada en Google, a la vista de las SERPs, puedes comprobar de manera sencilla cuál es la intención de búsqueda que un usuario tiene para una determinada palabra clave.

    Tipos de SERP por método de posicionamiento: orgánicos y de pago

    Podemos dividir los resultados de las SERP según el método de posicionamiento utilizado en dos grandes grupos: pagados y orgánicos.

    Posicionamiento SEM

    Los resultados pagados son aquellos resultantes de una campaña publicitaria, como las de Google Ads. Es el denominado posicionamiento SEM. En esta plataforma, los diferentes anunciantes pujan por aparecer en los primeros puestos del buscador cuando los usuarios buscan una keyword determinada.

    Este tipo de posicionamiento es muy efectivo para palabras transaccionales, enfocándonos a campañas que buscan un alto impacto en un periodo corto de tiempo. También funciona en algunos casos en las búsquedas navegacionales. Piensa que es muy útil para aquellas empresas que quieren posicionarse directamente por encima de su competencia “comprando” su palabra clave. Del mismo modo, el propietario de la marca, en ocasiones puja por su propia palabra para evitar precisamente que la competencia pueda posicionarse encima.

    Te puede Interesar  ventajas de escribir en un blog como invitado

    Haz la prueba realizando la búsqueda de “semrush”. Verás que en ocasiones el primer resultado de pago es el propio de la marca, mientras que en otras se posiciona la competencia.

    Resultado de búsqueda navegacional

    Para hacer una campaña SEM (Search Engine Marketing) efectiva es necesario que realicemos un buen análisis de la competencia, pues básicamente estamos rivalizando con otros anunciantes por las palabras clave.

    Algunos pasos que podemos seguir son los siguientes:

    • Concretar qué es exactamente lo que vendemos para escoger la keyword correcta.
    • Identificar a nuestro potencial cliente.
    • Analizar a nuestra competencia para entender en qué posición nos encontramos en el mercado.
    • Analizar nuestra propuesta de valor única y pensar muy bien en el copywriting que pondremos en el anuncio.
    • Hacer campañas segmentadas en objetivos y ubicaciones geográficas.
    • Analizar los anuncios de la competencia.
    • Diseñar y optimizar la landing page para que el usuario permanezca en ella. En este sentido, también es recomendable estudiar qué está haciendo la competencia y cuál es su CTA (Call to Action).

    Posicionamiento SEO

    Los resultados orgánicos proceden del rastreo de Google de los diferentes sitios web. Son aquellos que sin necesidad de pagar aparecen en las primeras posiciones de las SERP. Obviamente, existe todo un proceso de optimización detrás. De ahí el nombre de SEO (Search Engine Optimization).

    Google se pasa el día rastreando webs. El buscador aplica un algoritmo para determinar qué entradas tienen mayor relevancia y autoridad para la palabra clave solicitada. Son muchos los factores que Google tiene en cuenta para posicionar una página web, entre los cuales podemos destacar los siguientes:

    • El contenido sigue siendo el factor fundamental para posicionarnos en los primeros lugares de un buscador. La calidad debe ir siempre por delante de la extensión. 
    • Y, claramente, tampoco podemos olvidarnos de incluir imágenes y vídeos.
    • Las palabras clave o keywords son imprescindibles en cualquier estrategia SEO. Deben estar presentes, de forma natural y sin abusar, en los textos y títulos.
    • Obviamente, la autoridad de nuestra página y del dominio son otras variables a tener en cuenta.
    • También debemos trabajar el linkbuilding, incluir enlaces internos y compartir los contenidos en nuestras redes sociales.
    • No podemos olvidar la importancia del tiempo de permanencia del usuario en nuestra página, pues Google también analiza el comportamiento del internauta para posicionarnos o penalizarnos.
    • El buscador también prioriza los sitios web con mayor velocidad de carga.
    • Finalmente, tenemos que procurar que nuestro sitio tenga un responsive web design.

    Conoce todos los factores que influyen en el posicionamiento orgánico de la SERP

    Tipos de resultado que puedes ver en las SERP

    Como hemos dicho, Google analiza la intención de búsqueda del usuario para mostrar los resultados. En este punto, el buscador arroja una serie de resultados de distinta índole:

    Páginas web y sitelinks

    Google ofrece la relación de webs acordes con la intención de búsqueda. En las primeras posiciones, y si la búsqueda es genérica, además es habitual que se puedan ofrecer de manera adicional enlaces a URLs concretas dentro del sitio web. Los conocidos como sitelinks.

    Ejemplo de sitelinks en las SERP

    Pack Local

    Relacionado con búsquedas orientadas a visitar, aparecerán fichas de Google My Business, mapas y ubicaciones, como vimos en el ejemplo del apartado sobre la intención de búsqueda.

    Noticias destacadas

    Carrusel de noticias relevantes sobre un tema concreto. Si tienes una web de noticias, es muy bueno intentar, a través de snippets enriquecidos y registrándote en Google News tratar de aparecer en este carrusel, ya que te garantizará visitas seguras. Al menos el tiempo que el contenido permanezca en esa posición, que no suele ser más de un día o dos, ya que en seguida surgirán noticias nuevas sobre el tema que Google considerará más actualizadas.

    Carrusel noticias en SERP

    Imágenes y vídeos

    Del mismo modo que con las noticias, en determinadas búsquedas Google da mucha importancia en las SERP a los vídeos y las imágenes. Encontrarás carrusell de estos dos tipos de contenidos para muchas búsquedas. Tutoriales, búsquedas sobre animales, objetos, plantas, etc.

    Productos de Google Shopping

    Relacionado con búsquedas transaccionales y posicionamiento SEM, Google nos permitirá, a través de Google Shopping, que nuestras fichas de producto apararezcan en las primeras posiciones de las SERP.

    Resultados de búsqueda de google shopping

    Panel de conocimiento

    Información sobre cuestiones concretas que arrojan información directa. Normalmente cuando en las SERP aparece panel de conocimiento, no es bueno para nuestro proyecto, ya que la respuesta es dada al usuario sin necesidad de hacer clic en ninguno de los resultados que aparecen, por lo que no nos generará visitas ni oportunidades.

    Preguntas relacionadas

    Al igual que en el caso anterior, Google ofrece respuestas directas a preguntas determinadas o a determinadas Keywords.

    Panel de conocimiento y preguntas

    Otras

    Empleos, vuelos, y otro tipo de búsqueda están al orden del día, y Google cada vez da información más concreta y específica en sus resultados.

    Teniendo en cuenta todo esto, nos toca hacer un estudio de la intención de búsqueda en SEO y adaptar los contenidos de nuestra web a las necesidades del usuario.

    Google renueva periódicamente sus algoritmos para ofrecer resultados más afines a la intención de búsqueda del usuario. Nuestro objetivo es actualizarnos cíclicamente de la mano de Google para poder aparecer en los primeros resultados de las SERP. Y una cosa queda clara: la mejor forma de posicionar nuestro sitio web es analizándolo, optimizándolo y ofreciendo el contenido de calidad que el cliente demanda.

    Concusiones: qué podemos aprender de las SERP

    En resumen, si observamos y jugamos con las páginas de resultados de Google podemos obtener información muy relevante y sustancial para nuestro proyecto web de cara a tratar de posicionarlo en determinadas palabras clave:

    1. Search intent o intención de búsqueda del usuario: podemos comprobar qué es lo que busca el usuario.
    2. Tipo de contenido: comprobaremos qué tipo de contenido necesitamos para posicionar nuestra web. ¿Necesitamos vídeos? ¿imágenes? ¿artículos en nuestro blog? ¿fichas de producto? ¿páginas de categoría? ¿pack local? ¿reviews y reseñas?
    3. Competencia: comprobaremos quién es nuestra competencia y qué está haciendo. Podremos ver el grado de dificultad que puede llegar a tener tratar de posicionarnos en esa keyword en concreto.
    4. Volúmenes de contenido: podremos comprobar qué extensión, en minutos, número de palabras, etc., es necesaria para que nuestro contenido sea relevante.
    5. Estructura: viendo qué páginas están posicionadas, comprobaremos qué estructura requerirá nuestro contenido en cuanto a apartados, epígafes y demás.

    En definitiva, un buen análsis de las SERP de Google determinará nuestro potencial interés por tratar posicionar una keyword o no. Es una herramienta básica para la toma de decisiones en este sentido. Así que ya sabes, la próxima vez que hagas una búsqueda en Google, trata de tener los ojos abiertos y sacar conclusiones útiles.

    Artículos Relacionados

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo. Mas Información